Nueve detenidos y más de 160 comparendos se impusieron por infringir el aislamiento

Dos establecimientos comerciales fueron cerrados de manera preventiva por comercializar bebidas embriagantes e infringir los horarios del toque de queda, asimismo, se inmovilizaron siete vehículos que circulaban sin autorización.

Durante el operativo nocturno que adelantó la Administración Municipal, con apoyo de la Policía Metropolitana, se clausuraron fiestas y reuniones clandestinas en toda la ciudad, imponiéndose 162 comparendos por desobedecer las restricciones de la emergencia sanitaria.

Para procedimiento policial fueron detenidas nueve personas, de las cuales, cinco se produjeron en Multifamiliares El Tejar, no solo por la violación a las medidas de bioseguridad, sino por el presunto consumo y venta de estupefacientes.

La secretaria de Salud, Johana Aranda afirmó: “Vemos con preocupación que muchos ibaguereños no están tomando en serio las medidas de protección, observamos muchas reuniones sociales y familiares y es allí donde se generan los incrementos de Covid-19, por eso queremos hacer el llamado contundente a la responsabilidad social”. 

A través de operativos de registro, como los puestos de control implementados para el cierre de fronteras, se logró la verificación a los antecedentes de 1.214 vehículos, y se constató la documentación de 313 personas.

“Desde el viernes hemos recorrido las comunas para garantizar la seguridad, y lo seguiremos haciendo durante el puente festivo. Las determinaciones tomadas por nuestro Alcalde las hemos hecho valer porque estamos pensando en la salud, el bienestar y la vida de los ciudadanos”, precisó el secretario de Gobierno, Carlos Portela.